lunes, 14 de febrero de 2011

Pompeya



Fui a Pompeya como en un sueño.
Anhelado desde la infancia, recorría las calles y entraba en las tabernas, creyendo que compraba aceitunas y pescado en salmuera. El frescor de la mañana se convirtió en calor sofocante, mientras mis pasos le hacían sombra a las lajas, centelleantes al sol. No me importaba, yo iba con peplo y sandalias, buscando la casa del fauno, la villa de los misterios, el lupanar, las termas. Sorteaba carros, gentío, perros y algún centurión engalanado de grana y oro.
Ocres, rojos, amarillos, verdes. Un gris espectacular y un negro brillante. Grecas y cuadrículas, mosaicos, angelitos delicados volando en los muros.



Ahora, Hans Hofmann me lleva de la mano con sus rectángulos. Exuberante capacidad de síntesis para resumir en colores y rectángulos un lugar emblemático. Un lugar que se cae a trozos, lo que no pudo el Vesubio, que lo haga el abandono. Allí vió Hofmann luz y colores, vibrantes entre los pliegues de las matronas romanas y trampantojos perfectos, a punto para engañarnos. Maestro de expresionistas, llegó a Pompeya y nos traduce su visita con la fuerza que más tarde heredarían otros pintores de la escuela de Nueva York.


Dos mil años después, que la máquina del simulacro siga adelante, que nos arrolle la ficción de una fase avanzada. Que la historia siga y escriba cómo sobreviven unos cuantos, cómo sufren otros muchos y cómo, a pesar de las ruinas, se alzan las fortunas de los poderosos.


Tiempo ha tenía este texto. Lo cuelgo ahora para acompañar, vestida con peplo y sandalias, a Isabel Barceló en su fundación de Roma. ¡Ave, audentes fortuna iuvat!


Hans Hofmann, Pompeya, 1959
Fotos Virgi, 2002

68 comentarios:

Aroa dijo...

Gracias por el paseo

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Que paseo más precioso y más imaginativo. Venir a tu casa es una delicia para los sentidos.
Besicos muchos guapa.

virgi dijo...

Gracias a las dos, las llevo conmigo, pasear así no me cuesta, así que disfruto con tan deliciosa compañía.
Besos a las dos.

Isabel Martínez Barquero dijo...

Virgi, la sin par Pompeya, la de las calles estrechas repletas de mansiones, templos, lupanares, panaderías y baños. ¡Qué hermosura recordarla!
Al contrario que tú, yo paseé sus ruinas calcinadas durante un frío y lluvioso día de invierno. El gris de sus piedras impactaba aún más.

Me encanta esta entrada y su engarce con la fundación de Roma, de nuestra común amiga Isabel. Y me gusta tu participación y tu alegría. Eres un solete. Muak.

(Ah, lo de la fruta es lo de menos, jajaja. Lo que me estoy riendo con los comentarios. ¡Viva el ingenio!)

El Drac dijo...

Preciosísimo paseo, ya que tengo un anhelo ferviente de visitar Pompeya y entrar, si se puede, a cada rincón, empaparme de su vida y sus costumbres, sus utensilios, LO QUIERO TODO ¡¡TODO!!. Un gran abrazo

Beauséant dijo...

Pompeya lleva tiempo en mi lista de lugares pendientes, pero no quiero verla hasta que no aprenda a hacer buenas fotos :)

இலை Bohemia இலை dijo...

Fabuloso paseo Virgi...gracias!!!

Isabel Romana dijo...

Maravilloso paseo, Virgi. Eso de caminar por un lugar con el tiempo detenido (para él, que no para nosotros) es una de las experiencias más fascinantes. Por eso me gusta volver a ellas una y otra vez. Un abrazo muy fuerte y gracias por el enlace.

zayi dijo...

Repleto de la delicadeza con la que siempre nos asombras.
Un besito, Virgi.

Nacida en África dijo...

Mi querida Virgi: Recorrer las calles de Pompeya y saber que estaban así exactamente iguales hace miles de años te hace volver al pasado y soñar.

Brisas y besos.

Malena

tanci dijo...

Me pierdo entre luces, colores, formas y grecas. Sólo la pintura me enaltece. De ver alguno de sus murales me llenaría de alegría. Pero realmente lo que me provoca es meterme en una de esas tinajas para ser llevada a la gran cueva de Alí babá y los cuarenta ladrones. Allí y entre las sombras podría imaginarme todo el espectáculo de Pompeya. Incluyendo su vida diaria, sus pinturas y también su poesía. Magnífico recorrido que quisiera experimentar por mi misma.Al tiempo. Un fuerte abrazo.

Tonet dijo...

Maravilloso paseo por los cinco sentidos....contigo no hay ceniza que valga :)

Besitos linda¡¡¡

Mayte dijo...

El paseo que a la distancia se abre despacio, en historia, en vidas y sueños entretejidos a tus palabras...que todo lo llenan canallamente.

Te abrazo.

marichuy dijo...

Sobrecogedora la visita a Pompeya, a mí me impresionó tanto. Leyéndote reviví mi caminata por esos pasillos. Gracias por eso.

Un beso, querida Virgi.

TORO SALVAJE dijo...

Tu creatividad, sensibilidad y gusto me fascinan.

Besos.

Conciencia Personal dijo...

La maquina del tiempo, siempre aceitada para dar vuelo a lo vivido, convertido en historia, en letras que enaltecen el pasado visto desde el presente.

Querida amiga, beso tu sensibilidad.

Un abrazo, Monique.

TriniReina dijo...

Siempre eliges maravillosamente tanto fotos como pinturas, sin embargo, siempre me inclino a tus letras, que son, por si solas, pintura y fotografía cuando te leo.

Besos

jg riobò dijo...

Magníficas las obras.
Pompeya está en la lista.

Myriam dijo...

Algún día, quizás, recorreré Pompeya como en tu sueño.... algún día.

María Socorro Luis dijo...

Fantástico .Qué hermosamente dicho y que maravilla de fotografías.

Te admiro, te envidio y espero que un día podamos abrazarnos y tomar unos mates.

besos con sabor a historia.

Jose Zúñiga dijo...

Visité Pompeya hace ya muchos años. Aún guardo la impresión que me produjo.

ñOCO Le bOLO dijo...


· Con las neuronas desleídas... un poco, recuerdo Pompeya y Herculano... cuando el Vesubio echaba un hilillo de humo .
Si tuviese que hacer un buen comentario, copiaría literalmente tu primer párrafo, y me quedaría bordado. ¿crees que te darías cuenta? Yo no tengo la culpa de que adivines mis palabras.

· Besos desde la cima del otro Teide.

CR & LMA
________________________________
·

Rayuela dijo...

esta mañana fui a Pompeya con vos...

y además, asisto a la fundación de roma...caminaré hacia otras calles.

mil besos*

virgi dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
La Zarzamora dijo...

Así fui yo a Pompeya, con veinte añitos y me vestí de ocres y de ensueño. Sólo vi ruinas, circos romanos, moisacos...
A través de tu prisma, y tu capacidad de descubrimiento, me dejo llevar por nuevos vericuetos, a través de "esa máquina del simulacro" esperando que la historia se siga descubriendo.

Gracias por tal reseña y por dejarme ver a través de tu mirada una nueva perspectiva, siempre viva, y siempre nueva.

Besos,mi Virgi.

La Zarzamora dijo...

mosaicos... quise escribir ;)

edgar dijo...

Con una guía como tú iría yo a unos cuantos sitios. Si te decides a montar alguna agencia, me apunto seguro.
Muy bello ese Hofmann.
Un abrazo

virgi dijo...

Mi querida Eva, si has logrado ver algo nuevo a través de mi mirada, ya me siento más que orgullosa. Te agradezco mucho tus palabras, montones de besos, te los llevan los angelitos, aquéllos de los frescos.

Manuel dijo...

No hay mayor pobreza que perder nuestra propia memoria ya sea individual o colectiva...

Carmen dijo...

Quizás Willy Fog hizo más kilómetros pero no supo escribir un diario de viaje como tú ni de lejos :)

besos

mateosantamarta dijo...

Con un viaje así , Pompeia sigue viva, eternamente viva. Un abrazo.

mar dijo...

Ese Imperio Romano dió mucho de sí. Sólo en nuestro país la de cosas que tenemos. Ya fui al blog de Isabel, muy interesante lo que está haciendo.
Un abrazo.

tecla dijo...

Llévame a Pompeya de tu mano Virgi. Paseemos sus calles olvidadas sus palacios y sus templos o lo que quede.
Y nos invitamos a soñar.

virgi dijo...

Ir contigo a cualquier parte tiene que ser fenómeno, querida Tecla. Pues nada, nos ponemos a ello.
Gracias, dulce nubecilla. Besos y besos

ANTIQVA dijo...

Amiga, me hiciste recordar la historia de Gradiva...

Hace años, cuando recorria Pompeya, yo tambien cai en la sugestion... A pesar de que todo estaba envuelto de turismo...

Uno, dedicado a hacer fotos, dejó de escuchar al guia, y se fue perdiendo por las callejas, esperando que Gradiva surgiera en algun momento...

Quizas te distraigas un rato, y evoques tu viaje, leyendo lo que yo tengo etiquetado en Pompeya...

http://imagenes-palabras.blogspot.com/search/label/pompeya

Recibe un abrazo, amiga

Milu dijo...

Cómo me gustaría sentir tanta hermosura. Me he dejado llevar por tus bellisimas palabras y por las imágenes, por un momento me he sentido dentro de las palabras.
Gracias por tan precisa y preciosa mañana.

Besos

Belén dijo...

No entiendo mucho de arte, pero es cierto cómo se puede sintetizar en un solo color... qué maravilla

Besicos

GINEBRA dijo...

Muy interesante la visión que ,de Pompeya, hizo Hofmann.
Original paseo por la ciudad sepultada en lava de volcán, Virgi y muy acertada tu crítica final.
Me encantó este post tuyo, niña!
Besos

fgiucich dijo...

Un acompañamiento de lujo. Abrazos.

Sue dijo...

No conozco Pompeya, pero verla a través de tus ojos, de tus letras y con tus sandalias puestas me ha encantado.
Hofmann no lo hubiera hecho mejor :)

Contigo siempre me llevo sorpresas tan agradables. Y aprendo tanto!

Gracias.

Un beso!

virgi dijo...

Gracias a tu entusiasmo, Sue, tu espontaneidad, tus textos estupendos, tu simpatía.
Un abrazo, cielín.

Isabel dijo...

¡Qué hermoso texto!

Un placer leerte.

Un abrazo.

salambó dijo...

Bonito recorrido, preciosa reflexión. Supongo dices algunas de las cosas por el deterioro que están sufriendo muchas obras importantes en Italia, no?
Un abrazo.

virgi dijo...

Pues sí, Salambó. Después de tenerlo escrito, salió varias veces en los medios ese tema. Las protestas de los funcionarios de museos y sitios históricos, el poco interés por los monumentos y obras de arte y sobre todo, cómo se cayó un trozo de edificio en Pompeya, por lo descuidado que estaba.
Un abrazo.

iliamehoy dijo...

Las prisas me llevaron a recorrerla sin sentirla, no era el momento, no era el viaje....pero estuve y con tus hermosas palabras, por fin me he reconciliado con ella; resurgen los colores en la retina,y esa fuerza que me late dentro cada vez que piso casi con veneración ciudades antiguas.
Gracias. Y mi sonrisa

virgi dijo...

Me alegra coicncidir contigo en este momento. Tal vez nos cruzamos en alguna de sus vías, querida Ilia. Me ha gustado mucho lo de "veneración". Igual lo siento yo. Un gran abrazo.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Bien lo merecía Isabel.
Pompeya es siempre un sueño.
Besos.

saltar del tren dijo...

Hermoso viaje. Me bajo en la próxima estación para volver a mi tren. Hasta la próxima!

La abuela frescotona dijo...

viajé contigo, y sentí tu emoción, siempre me pregunto, que habrán pensado los habitantes, en ese momento que quedaron para siempre en sus labores cotidianas como en un día eterno...
saludos amiga mia

maria dijo...

¿Si me hago pequeñita como Alicia me llevas en tu mochila? Dí que sí, me encantaría.
Un beso grande

VolVoreta dijo...

Hofmann nos recita los colores pero tú has conseguido revivir a la vieja y fascinante Pompeya en un cuadro con sensaciones y movimiento.

Te dejo un beso, Virgi.

Miguel Baquero dijo...

Precioso rescate de esa visión emocionada de Pompeya. Un texto que igual también estaba bajo la lava y que ha sido una gozada encontrarlo rescatado.

Desilusionista dijo...

Y qué bien nos iría si hiciésemos un poco de caso de lo que esta gente sabía.

Gracias por recordarme que ahora no es más que otro momento.

Un beso.

PSYCOMORO dijo...

Debe ser un sueño parecido al que nos sumerges a los que tenemos la suerte de compartir tus paseos por esa historia que todavía se está haciendo. Besos.

Enrique Sabaté dijo...

Vale que me ha parecido estar yo mismo.

Larisa dijo...

Me pongo la túnica en un momento y me apunto a todo lo que digas. Un abrazísimo.

mi nombre es alma dijo...

Que hermoso y a la vez que triste porque lo eterno deja de serlo cuando actuamos.

virgi dijo...

Y si no actuamos se cae a pedazos, Alma. Es lo que dicen le está pasando a este lugar, bastante descuidado últimamente. Un abrazo.

Rayén dijo...

Es un agrado pasear por tu blog, amiga.
Siempre describiendo viajes a lugares encantados.

Virgi pasa por http://unrinconcitoespecial.blogspot.com
quiero compartir contigo el Premio Talento y Sentimientos.

Con mucho cariño: un abrazo!!

virgi dijo...

Gracias por tu detalle, Rayén. Un beso desde este rinconcito.

Tesa dijo...

Hans Hofmann tus fotos y el relato maravilloso de tu paseo por Pompeya llenan de colores este día gris que se cuela por la ventana del cuarto donde escribo.

Siento el bullicio de la ciudad, sus ganas de vivir, de perdurar... aun con la desidia del gobierno italiano.


Un placer venir por aquí.

Un beso, Virgi

virgi dijo...

Gracias, Tesa, me has dado una alegría preciosa con tu visita. Te lo agradezco un montón.
Un abrazo fuerte.

gaia07 dijo...

Creemos que somos capaces de inimaginables proezas cuando es la naturaleza, quién nos delimita y dirige, la gran maestra. Pompeya es una importante muestra de su atómica fuerza, su inagotable hacer y sobre todo, del increíble uso al que nos reduce.

Deliciosa visita desde tus ojos, con otras visiones y una importante lección.

Un abrazo

ruben dijo...

De Pompeya me quedo con la pareja de enamorados a los que sorprendió abrazados la lava del Vesubio. Supongo que se amarían antes y que dormidos sus sueños siguieron un tiempo despues en la muerte.
besos

virgi dijo...

Sonrío mientras los leo y mientras escribo. El placer de las palabras que pasean leves y delicadas sobre la historia y la humanidad, me sacan esa sonrisa. Muchos besos.
Muchos.

Shandy dijo...

Eres una incansable y fascinada viajera en el presente y hacia el pasado. Te imagino absorbiendo con todos los sentidos y así nos lo transmites. Visualizo los espacios, percibo los olores, el calor, el bullicio de las calles... Maravilloso y sugerente el vocabulario:lajas,
peplo,lupanar... Como Hofmann también tienes tú una buena capacidad de sintesis.

Pompeya...su fonética siempre llamó mi atención. Grandeza, a pesar de todo.

virgi dijo...

Querida Shandy...¡que vengan de ti esas palabras! con lo bien que escribes de música, de libros, de poesía, de arte...
Me llenas de alegría y también de orgullo. Muchísimas gracias, tesoro de galleguiña.

Clarice Baricco dijo...

También hermoso e Isabel estará feliz con esto.

Abrazos linda.