sábado, 13 de noviembre de 2010

Juguetes


Con su pinta de húsar, venía el caballero a través de la campiña. Al hacer un alto en el camino, topó en una fonda con la chica de sus sueños, la bailarina incansable y cinturita de avispa, recién apeada del tren de los deseos.


No hubo palabras, con la mirada ya supieron el porqué del hula-hoop y del caballo blanco. Al pie de las rocas manchadas por la tarde, ella le dijo que su sueño era construir palacios con bloques de colores.











Para él,
después de cabalgar medio continente
nada mejor
que
cocinar y lavar,
mientras
el corcel trotaba en los prados.




Fueron tan felices, que aún fantasean su amor sobre las repisas de la infancia.



Para Reyes,
de Virgi.
Gracias por venir.

147 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Eres una auténtica maga.
Que arte que tienes.
Muchas infancias van a volver hoy.

Besos.

virgi dijo...

Mi querido Toro, tú sí que eres un sol, lleno de luz y visiones espléndidas.
Un abrazo, gracias y más gracias a tu fidelidad.

María Socorro Luis dijo...

Una auténtica maga y un hada encantadora...
Esos son los juguetes que yo quiero para todos los niños del mundo.

Eres...tú. Un cielo.

virgi dijo...

¡Mira quién habla! El hada más dulce de los contornos. ¡Ay, Soco, ya quisiera yo tenerlos y regalarlos!
Sin ir más lejos, aquí muy cerca, a todos los niños saharahuis que penan en los campamentos.
Un abrazo grande

Isabel Martínez Barquero dijo...

Sí que es algo mágica la entrada de hoy, Virgi. Me hace cabalgar sobre los sueños de la infancia, sonreírme con ese tono de cuento que has adoptado, sentirme niña con la visión de los juguetes.
Bueno, pues un beso, que voy en busca unas muñequitas de madera para conversar un rato sobre la decoración de las repisas de las ilusiones.
Mejor, miles de besos con música de carrusel.

Encarni dijo...

Llevo un rato aquí intentando hacerte un comentario y me he entretenido jugando un rato, pero lo he vuelto a poner todo en su sitio para el que llegue también lo haga.
Pero sabes? Cuando he salido de tu casa me encontraba que me habían salido coletas, y me sentía como una niña. Lo que hacen los juguetes, madre mía.

tanci dijo...

Esos juguetes han llenado parte de mis repisas en algún punto interior de mi infancia. Y qué decir de la brillante coeducación del caballero collecionando vajillas y la chica constructora de casas y castillos... adelanto de tiempos que luego fueron distintos en alguna ocasión. Bueno Virgi, sin querer ser prosaica, decirte de mi afición a los juguetes, pero más a los antiguos. Así que como siempre vuelves a tocar mi corazón. Uno no termina de ser siempre niño-a Un abrazo cabalgando en un fabuloso corcel blanco.

zayi dijo...

Muy lindo Virgi!
Me gusta el toque inocente de todo, pero me ha dado pena de la muñeca...¿Sólo lavar, cocinar, planchar???¡ como que no! ¡ a mi que me manden un soldadito que igual al no tener caballo, no necesita praderas y casa y cocinita y esas cosas!.
¡Precioso de verdad!.
Un beso.

Aroa dijo...

quiero jugaaaaaaaaaaar

cabopá dijo...

Entre el cuento y las foticos, la nostálgia..."las rocas manchadas por la tarde"
Y siguen fantanseando su amor en las repisas de la infancia...
Te veo por otras ventanas,hoy se me ha ocurrido asomarme en la tuya..
Me gusta lo que veo,me quedaré un ratico...
Besicos.

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Niña, ¡bonito, bonito! Savcas un precioso relato de cualquier foto, vista o lo que sea y me dejas alucinaita, ¡eres genial!!

Besicos muchos

ARO dijo...

Preciosa entrada. Color y fantasía de la mano. Saludos.

virgi dijo...

Querida Isabel, vuelvo a responder porque la verdad es que me gusta. A ver cuánto puedo mantenerlo.
Se me ocurrió un día hacer unas fotos a los juguetes en la casa de mi madre (donde conservamos todavía muchas cosas de nuestra infancia) y salieron estos personajes. Nunca es mal momento para revivir la infancia.
Un abrazo bien grande.

virgi dijo...

Lindo comentario, Encarni. Escribes con una naturalidad envidiable. Te lo agradezco mucho. Muchos besos. Muchos

virgi dijo...

Tanci, querida, me satisfacen tus palabras. La próxima nos dedicamos a inventariar juegos y juguetes comunes.
Y si es a la luz de una de tus lunas, mejor. Te sonrío largamente.

virgi dijo...

Zayi, tesoro, el que se dedica a cocinar es él. Es que le gusta, ¿sabes?. Yo tengo a alguien parecido.
Ella sueña y construye.
¿Qué te voy a decir que no sepas?
Mis besos, linda muchacha.

virgi dijo...

Hola Aroa.
Genial que vengas con esos ímpetus juveniles y maravillosamente poéticos que te adornan. Te abrazo fuerte fuerte.

virgi dijo...

Cabopá, una sorpresa preciosa que vengas. Yo también conozco esa espalda con el mar, te veo en otros blogs...ahora mismo voy pa'llá.
Mil gracias por tu iniciativa. Tantos besos.

virgi dijo...

¿Qué tal Nani? Acabo de leerte.
Siempre me piropeas, un placer.
Muchos besos

virgi dijo...

Estimado Arobos, creía que estabas de descanso. Veo que eres incansable, mira que despliegas actividades diversas.
Gracias por esta sorpresa, un beso muy cariñoso.

El Drac dijo...

Todo un mundo de recuerdos se agolpa tras cada juguete.

Carmen dijo...

he visto y leído...y leído, así vi que esos juguetes están en casa de tu madre y eso (me) explica mucho de tu forma de hilvanar las palabras y las imágenes

besos

இலை Bohemia இலை dijo...

Que maravillas de juguetes, antiguos como joyas y tan bonitos...y encima aderezado con tus versos...quedó redondo!!!

Bss

maria dijo...

Me han dado ganas de montar a la grupa del jinete y recorrer todos esos recovecos de la infancia. Muy tierno, muy delicado.
Besos

virgi dijo...

Drac, ¡qué alegría verte! esos piececitos son muy tiernos, seguramente como tú mismo. Besos

virgi dijo...

Hola Carmen.
Están allí esos y otros más. Los sacamos para los peques, los volvemos a guardar. Y así.
Un abrazo grande, de cuento infantil y sonrisa de estrellas.

virgi dijo...

Gracias Bohe, un placer que te guste, con las cosas bonitas que nos obsequias!
:) :) :) besos

virgi dijo...

Sube cuando quieras, María. El húsar estará orgulloso de pasearte.
Un abrazo

mateosantamarta dijo...

Cuanto color: alegre, como debe ser.
Cuanto sueño dorado: como debe de ser.
Nada mejor para regalar a una amiga que sus más hermosos sueños y recuerdos.
Un abrazo para las dos.

Athena dijo...

La del hula-hoop me da miedo...

Besos

Reyes dijo...

Haaaaaaaaaaaaaaaaaaalaaaaaaaaaaaaa
GRACIAS GRACIAS GRACIAS GRACIAS A TI POR LLEVARME HASTA ALLÍ.
Hasta ti .
Gracias al blog que me permitió conoceros.
Gracias por esta historia de juguetes tan preciosa.
...
Vete ahora mismo pa mi blog, que te vas a enterar.
Jaja.
Mil besos .

iliamehoy dijo...

Esa perfecta asociación, despierta la ternura y la escancia con delicadeza por los recuerdos menudos y secretos.
Una sonrisa

marichuy dijo...

Qué hermosas historias has entretejido con los juguetes. Muchas gracias, querida Virgi.

Un beso

PS A mí me encantaban (de hecho me siguen gustando) los juguetes alemanes "Playmobil". Todos, pero muy en especial su serie de Piratas. Haber armado y jugado con el bello y enorme barco pirata, es uno de mis mejores recuerdos.

TriniReina dijo...

En un santiamén nos has trasladado a la infancia y un poco más lejos, a las puertas del primer amor, cuando aún los juguetes nos daban la bienvenida en casa, mientras en la calle nos despedíamos del novio.

Encantador

Besos

La Zarzamora dijo...

Sin esa infancia seríamos bien poquita cosa.Ella nos forja y nos construye. Los juguetes reflejan el pasado, ese primer amor que aún sigue revoloteando en las repisas de algún mueble.

Tan tierno y dulce y sensible como tú.

Besos, Virgi.

Thornton dijo...

¿Y tú hablas de la ternura que hay en mi blog?

A veces las musas -el coro de Apolo en pleno- acuden todas en tropel, y nos soplan una perla como ésta que has escrito.

Besos.

contramipersona dijo...

Tuve un caballito de pedales muy colorido hecho de metal, me lo trjeron los reyes varios años.
Digo bien varios años, porque como no teniamos dinero, mi padre lo pintaba cada año y yo lo recibia como nuevo.

Gracias por traerme a la mente estos bellos recuerdos de hace casi 50 años.

Un beso canarión

GINEBRA dijo...

¡Qué bonito!!!! Desde luego Reyes debe estar orgullosa de este homenaje tan lindo que la has dedicado. El caballero encontró a su bailarina y juntos dejaron correr el tiempo cuidándose mutuamente...
Fabricaste una historia de cuento a partir de unos juguetes antiguos, de esos de madera que tanto me gustan (nada que ver con made in China).
Besos mágicos, Virgi

Myriam dijo...

Dichosos los niños que han podido disfrutar de su niñez.

fgiucich dijo...

Deliciosamente hermoso!!! Abrazos.

virgi dijo...

Tan cariñoso y comprensivo, estimado Mateo. Colores para revivir la alegría de la infancia y cualquier otra que nos haya hecho mejores.
Un fuerte abrazo.

virgi dijo...

Linda Athena, es totalmente inofensiva. Sólo piensa en bailar y bailar...¡la de cuerda que le dí y todavía funciona bastante bien!
Besitos

virgi dijo...

Hola Reyes, ya fuí, leí, recordé, me emocioné...y volví.
Un abrazo, sonrisas. Y guiños

virgi dijo...

Delicadeza la que escancias tú, Ilia...¡qué bien que estés por aquí! Te extrañaba.
Te abrazo muy fuerte

virgi dijo...

Muy querida Marichuy, los Playmobil los asocio a una generación posterior. También jugué con ellos, pero haciéndome la pequeña. El que nombras del barco pirata en verdad era estupendo.
Muchos besos

virgi dijo...

¡Ah, Trini, no lo veía yo así, pero ahora que lo dices! Recuerdo esos novios infantiles que jugaban a las casitas con nosotras.
Sonrío mucho. Un cariño para ti.

virgi dijo...

Mi querida, encantadora Eva.
Juguetes, actos, juegos, libros, que nos construyeron en gran medida.
Disfruté mucho de pequeña con todo eso. Late ahora dentro de mí. Bien, con alegría, sin nostalgia.
Muchos besos, tesoro.

virgi dijo...

Apreciado Thornton, yo a las musas no les comuniqué nada. En serio. Lo que ocurre es que ellas tienen el don de la ubicuidad, será eso.
Gracias, te sonrío largamente, cielo.

virgi dijo...

Contrami, eso se llama ser práctico. Reciclar es lo haría falta ahora y no el desperdicio que tenemos.
Un abrazo, grande, como tu isla.

virgi dijo...

Hola Ginebra, es que en aquella época lo de China quedaba muy lejos. Si acaso en Carnaval disfrazarnos con kimonos y pincharnos unas agujas de crochet en el pelo.
Los juguetes de madera siempre me han entusiasmado. Un beso. O más, guapa.

virgi dijo...

Cierto Myriam. Lo pienso mucho y me siento afortunada por muchas cosas hermosas de esos años.
También pienso cuantos niños ahora mismo sufren y pasan penalidades.
Un fuerte abrazo.

virgi dijo...

Fgiucich, gracias por tu entusiasmo.
Un placer que te haya gustado, besos y besos

Belén dijo...

Qué juguetes más monos... lástima de nintendos!

Besicos

salambó dijo...

Tienes la capacidad de meterme en tus historias. Ya me siento invitada por la parejita a una taza de café. Lindo, mucho.

Arantza G. dijo...

Sacados del cajón de los recuerdos, los juguetes nos miran desde tu ventana.
Un primor...
Besos
Me voy a jugar con el diábolo...

Rayuela dijo...

Maga! tus historias e imágenes, son tan deliciosas, tan delicadas, que siempre me dejan el alma tibia y una sonrisa.

mil besos*

(y ya fui a conocer a Reyes)

Tesa dijo...

Qué bonitos, sobre todo el tren.
Yo, lo único que conservo es una Nancy que me regalaron por Reyes cuando tenía 12 años ...osea, en el pleistoceno.

sandocan en bicicleta dijo...

a veces los cuentos de hadas, son mas reales que cualquier otra cosa.
me encanto.

un saludo desde las lejania.

La sonrisa de Hiperión dijo...

Por aquí ando perdido en esta lluviosa tarde de domingo. Pasé a echar el ratito y a desearte buena entrada de semana.

Saludos y un abrazo.

carmensabes dijo...

Fantaseamos todos con tus textos llenos de calidez y cercanía querida Virgi.
Juguemos siempre amiga.

mar dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
mar dijo...

Pues yo conservo pocos, se los fui dando a mis hijos y ya ves...ni ellos los tienen ni yo tampoco.
Viendo los tuyos me encantaron.
Un besote.

Ventana indiscreta dijo...

Desde luego un lujo todos esos juguetes que atesoras.

Respecto del amor creo que siempre necesita la fantasía como alimento que, para eso, ya se encarga la realidad del tormento.

Besos, querida Virgi.

Mayteღ dijo...

La pequeña que salta sobre cada juguete que le da ilusión, la viste la prepara y tierna se teje de vida y amor.

Hermoso Canalla...perdona la ausencia, mi Padre...partió a mejores Tierras.

Un abrazo.

ZenyZero dijo...

Los juguetes son como las canciones de los adolescentes. Sueños rotos. Testigos de algo que se fue muy pronto.

Un abrazo.
Chuff!!

Beauséant dijo...

entre el tono de las fotos, y sus protagonistas, no puedo evitar pensar que tienen un cierto aire siniestro, por más que tu historia no lo sea ;)

Alís dijo...

La nostalgia por esos juguetes que invitaban a imaginar y la belleza de tu texto hacen mágica esta entrada.
También me quedo fantaseando un amor sobre las repisas de la infancia. ¡Qué bonito!

Besos

Gabiprog dijo...

Jugando con la memoria.
Dibujando una sonrisa.

:)

alicia dijo...

Qué preciosos los juguetes de otro tiempo! Gracias por esta historia que gira como un trompo y tiene el corazón de plomo derretido.
Un abrazo a cuerda

virgi dijo...

Belén, gracia que me has hecho. Los de mi generación jugamos con la nintendo de hijos y sobrinos. Y sin mucho éxito.
Besitos

virgi dijo...

Salambó, considérate invitada desde ya! A café y a lo que quieras. Y con besos, eh?

virgi dijo...

¡Fíjate, Arantza! Y yo nunca supe jugar con un diábolo. Mis hermanas tenían uno, pero yo nunca le cogí el truco. Un abrazo, tus palabras han sido muy evocadoras, sabes?

virgi dijo...

Mi querida Silvia Rayuela, me ha encantado lo que me dices. Y encima me llamas Maga. Tremendo piropo viniendo de ti.
Me alegra que hayas visitado a Reyes. Montones de besos.

virgi dijo...

Si la Nancy es del Pleistoceno, querida Tesa, tendremos que ver de qué época son los juguetes que pongo. Bueno, ni sabría decirte. Con certeza un par millones antes.
:) :) :) :) :) :)

virgi dijo...

Hola Sandocan, genial que pares en este puerto de vez en cuando. sabes que eres muy bienvenido. Los cuentos de hadas no tienen tiempo ni lugar.
Un abrazo, chiquillo.

mi nombre es alma dijo...

En las repisas de la infancia mora o al menos debería morar mucha felicidad.

Alex B dijo...

Tengo un tiovivo de hojalata guardado en una bolsa de plástico desde hace ya más de dos años.Lucía con otros muchos juguetes en una vitrina ahora desvalijada por aquellos que no entienden de ausencias ni de magia como tú.
Creo que es hora de sacarlo de esa bolsa de tristeza para hacerlo girar alegremente.
Gracias, Virgi.

virgi dijo...

Sabes que siempre me alegran tus visitas, Hiperíon. Por aquí luce el sol...¿será por los juguetes?
Muakssssssssssss

virgi dijo...

Muy querida Carmen, ¿qué haríamos sin juego y sin fantasía? Eres un sol y bien conoces lo mucho que aprendo contigo.
Un fuerte abrazo. Fuerte, pero tierno.

virgi dijo...

Hola Mar, también nosotros hemos regalado muchos de los nuestros, a hijos y sobrinos. Pero aún queda algo para el recuerdo.
Besos besos

virgi dijo...

Hasta te salió la rima, Sofía. Alimento, tormento...

Poco puedo añadir, no hay realidad sin fantasía. Ni al revés.
Besitos.

virgi dijo...

Muy querida Mayte.
Me has dejado sin palabras.
Gracias por venir. Un gran abrazo.

virgi dijo...

¡Zeny, siempre un plus tus palabras!
El consuelo es cuando vemos esos juguetes en las manos de los niños de ahora. De veras, para mí ha sido una experiencia de lo más hermosa.
Un abrazo y todos los chuff!! del mundo.

virgi dijo...

Me has hecho sonreír, tesoro de Beauséant...ja ja...he vuelto a verlas y hasta te puedo entender. Me ha encantado tu sensación.
Besos :) :) :)

virgi dijo...

Alís, linda, me satisface lo que me dices. Montón de gracias, hay un huequito en una de esas repisas que espera por tu sonrisa.
Un beso y toda la magia de la fantasía.

virgi dijo...

Jugando con la magia de los recuerdos.
Fantaseando con los juguetes que nos sonríen.
Magia, besos, sonrisas, fantasía. Todo para ti, Gabiprog

virgi dijo...

Alicia, poeta aquí y allí. Bella tu visita, no podía ser de otro modo.
Entre giro y giro la bailarina te sonríe, el caballero te lanza un beso.
Y yo, varios.

virgi dijo...

Hola Alma.
Es lo que desearíamos, que tuviera la suficiente felicidad para crecer y la correspondiente tristeza para aprender lo que nos espera.
Besitos besitos

virgi dijo...

Apreciada Alex, si de verdad has sacado el tiovivo, me das una alegría.
Yo no tuve ninguno, seguramente que es precioso y alegre.
Un beso de carrusel y música.

gaia07 dijo...

Ese es un poder que los adultos dejamos de practicar, el tiempo de la imaginación, de inventar la vida dándole forma de felicidad.
Puede que sin darnos cuenta lo aplicáramos a nuestro trabajo y nuestras relaciones.

De momento es un placer inmenso poder jugar contigo.
Besos.

ybris dijo...

Ya veo que a Reyes le ha encantado.
Los juguetes se reservaron momentos intensísimos de nuestras vidas.
Gusta recordarlos con formas de mayores y palabras de pequeños.
O viceversa, como es tu caso.

Una delicia, Virgi.

Besos.

XuanRata dijo...

Qué serios se han vuelto estos juguetes, se les ve un poco mayores. Pero cuidado, ya se sabe que llevan una doble vida (Toy Story dixit).

edgar dijo...

Viendo ese tren recordé uno de cuerda que me dejaron los Reyes. ¡Cuánto jugué con él! Hasta que se quedó casi destrozado (después de mucho tiempo), no lo dejé.
Muy tierno, abrazo.

momo dijo...

es cierto que tiene magia toro..y generosidad y está llena de luz.
la mia ha vuelto aunque me quede un poco lejos(la infancia)
un beso enorme linda

mar dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Enrique Sabaté dijo...

Tengo un cochecito de lata de esos que venden por fascículos. Tuve un trapecista que daba vueltas hasta que se rompió y ese día dejé de ser niño, para enfrentarme yo amí propio trapecio. Tiene razón Toro, han vuelto muchas infancias.

Juguetes de lata
en la estantería.
Venir se veía
hizo muzz la gata
y de uñas su pata
el funcionamiento
de tal instrumento
hizo cata y prueba
¿Cuántos muelles lleva?
Yo conté unos ciento.

Son bonitos los juguetes antiguos, bueno sus réplicas. Yo fuí niño con el desarrollo del plástico, así que de este material eran mis juguetes.

Escribes muy bonito estimada Virgi.

Un abrazo.

Isabel Romana dijo...

Ay, cuántos recuerdos de infancia me haces revivir. Cuando creíamos que todo era posible, cuando la vida nos parecía una caja de maravillosas sorpresas y pensábamos que llegaríamos a ser lo que quisiéramos... Gracias por este viaje en el tiempo, virgi. Es como flotar sobre un mar de nubes... Un abrazo enorme.

Nómada planetario dijo...

Qué arte para enganchar unas imágenes con otras a base de un texto tan escueto.
Besos desde mi repisa de cristal.

virgi dijo...

Una compañera de juegos como tú es un lujo, apreciada Gaia. Si no tuvimos esa posibilidad en la infancia, aún no es tarde.
Que llegue. Un achuchón de cariño.

virgi dijo...

La delicia, querido Ybris, es tu presencia. Con ese savoir-faire que tienes, catalizador de pensamientos y emociones.
Un abrazo, admirado y súper tierno.

virgi dijo...

Más mayores que ellos, yo misma. Allí siguen ellos, sin perder su prestancia, mínimamente heridos por la vida.
Mi sonrisa, estimado Xuan.

virgi dijo...

Hola Edgar,
este tren es de mi hermano, con su pista desmontable y la vagoneta del carbón, como las pelis del Oeste...más o menos.
Besitos

virgi dijo...

Mi linda Momo, sabes bien que me gustan tus visitas, por muy espaciadas que sean. La infancia nos queda igual de lejos, pero el reflejo lo rescatamos en el momento menos pensado. Muchos besos, cielo.

virgi dijo...

Y nos metíamos a descifrar el mecanismo. Y los muelles saltaban por los aires. Pocas veces pudimos reconstruirlos.
Gracias, Enrique, gracias muchísimas por tu poema, por tu entusiasmo, por tus piropos.
Por venir.
Y un fuerte abrazo.

virgi dijo...

Isabel querida, que me has hecho aprender nuevamente de los increíbles romanos. No sabes lo que me ha gustado que vinieras y nos conociéramos. En estos días volveré al Teide y recordaré la preciosa tarde que disfrutamos.
De juguetes hablamos la próxima.
Muchos besos. Muchos.

virgi dijo...

Hola Nómada, es que tengo las imágenes y voy pensando el texto. Gracias por tus piropos y tus visitas. A pesar del nomadismo, se ve que tienes tiempo para estas cosas.
:) :) :) :)

Pedro Ojeda Escudero. dijo...

Hay algo mágico en los juguetes antiguos: una mezcla de alegría y tristeza. Lo has captado con precisión, sin duda.

PSYCOMORO dijo...

Los recuerdos siempre parecen preparados para explicar quiénes somos. Esas fotografías hablan por sí solas, tanto como las palabras que las acompañan. Gracias, Virgi.

Miguel Baquero dijo...

Precioso, precioso, como esas viejas construcciones con bloques de colores. Hoy ya no sé si los niños juegan a esto.

ANTIQVA dijo...

Ay, la infancia... Volver a la infancia... De la mano de principes, princesas y bellos corceles...

Un abrazo, amiga

virgi dijo...

Estimado Pedro, y tú lo resumes mejor, con esa capacidad que te caracteriza.
Alegría por lo que fueron. Tristeza por lo que ya no son.
Besos besos

virgi dijo...

Gracias a ti, querido Psycomoro. Si las fotos te dicen algo, será porque también entiendes el lenguaje de los juguetes. Sólo hablan con gente especial.
Un abrazo, un guiño, una sonrisa.

virgi dijo...

Hola Miguel.
Algunos niños sí que juegan, aunque ahora hay tal variedad de juguetes que tal vez se cansan demasiado pronto sin saber las posibilidades maravillosas que esconden.
Un abrazo grande.

virgi dijo...

Antiqva, volver aún a sabiendas de que a las 12 de la noche la vida tornará a ser como ya sabemos.
Besos, cielo.

Sue dijo...

Qué recuerdos tan bien traídos y qué bonitas fotos.
Virgi, es un placer dar un paseo por este museo de juguetes acompañada de tus letras. Un verdadero lujo.
Como ya he dicho en alguna otra ocasión: pasar por tu casa es como sentarse en un porche al caer la tarde con una taza de café (o té) y una buena amiga.

Un beso.

Larisa dijo...

Mira qué de sonrisas generas.

Besos y aplausos.

Con muñecas.

ñOCO Le bOLO dijo...


· Hermoso recorrido por infancias, aquellas donde una lata de sardinas con una cuerda, o la misma cuerda con varias latas de sardinas, podría ser un gran tren de mercancías. Aquellas infancias en las que la luna solo era un recorte de papel de plata.

· besos dacápallá

CR & LMA
________________________________
·

Manuel dijo...

Detrás de un juguete, se esconde un niño...

Merce dijo...

Jo, es preciosa la historia, y que habil mirada para tejerla con tanta ternura :)

Un bico grandote, grandote.

Yo tambien opino que eres un hada encantadora, si si :)

Maik Pimienta dijo...

Ya sé qué historia se esconden de tras de sus ojos inanimados. Me gustó mucho :)

salambó dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
salambó dijo...

He leído tu respuesta, muy gentil, ya te digo, espero que de verdad lo hagamos.
Un abrazo cómplice.

virgi dijo...

Porche no tengo, querida Sue, pero casa, café, té, sol y paseos sí que te puedo ofrecer.
Un abrazo, gracias por tu ternura.
Muchos besos

virgi dijo...

Hola Larisa, te agradezco los aplausos. Y la visita, por supuesto.
Otras muñecas saldrán en otro momento...si ellas quieren, claro.
Besos :) :) :)

virgi dijo...

Muy apreciado Ñoco:
Y el río, y el lago.
También de papel de plata.
Infancia que nos moldeó, sin ordenadores ni blog.
Besitos besitos

virgi dijo...

Y una niña con un hermano, que jugaban a trenes y caballos y bicicletas y castillos y....
Besos, Manuel

virgi dijo...

¡Ah, Merce, un hada! Lindo piropo para quien ya dejó de creer en ellas hace tanto, tantísimo.
Millones de gracias, tesoro. Un hada que le gustaría pasar unos días en la casa encantada de tu blog. Muchos besos con la varita mágica.

virgi dijo...

Tiempo sin verte, Maik. Me has dado un sorpresa, gracias, chiquillo. Un fuerte abrazo.

virgi dijo...

Bueno, pues espero por ti. Aún no tengo muchos datos, ya me dirás, Salambó.
Besos :) :) :)

Clarice Baricco dijo...

Ay qué bonito. Volví a ser niña contigo.
Me encantó.

Besotes.

Pd. Sí, la ciudad que habito siempre hay demasiada actividad cultural y artística. Te llevaré conmigo.

Miguel Ramos dijo...

Virgi, soy Miguel Ramos, el admin de el blog de Arrucitagrande, creo que se por que página has entrado en mi blog, pero eso es lo de menos. Lo que me ha alegrado es ver un nombre nuevo en el, una persona que no se si entra por primera vez en mi blog pero si puedo asegurar que es la primera vez que escribe, así que no he podido hacer otra cosa que buscarte, saber de donde vienes, y cual es mi asombro que veo que eres una admin de un blog precioso.
No puedo decir más, es para mi todo un honor.
Un beso.

Bel M. dijo...

Es de lo más precioso... me ha emocionado, Virgi, palabras e imágenes.
Gracias.
Más y más abrazos.

Federico García Barba dijo...

¡Que maravilla! Bastante conmovedor.
Nunca tuve juguetes tan fantásticos como los que enseñas pero ya me habría gustado.
Lo mío eran las pistolas, el sombrero y el disfraz de vaquero que me compró mi madre en Venezuela.

virgi dijo...

Querida Clarice, ten por seguro que si voy a tu país, iré a verte. Un abrazo, grande, de orilla a orilla.

virgi dijo...

Gracias Miguel. Me satisface el entusiasmo con que me has escrito.
Te sigo, un beso.

ruben dijo...

Es más dificil conseguir la igualdad en el mundo de los juguetes que en el de los humanos.
Un paso de gigante estás dando.
Besos

virgi dijo...

Te leo, estimada Bel, y me parece verte. Bueno, poniendo con mi imaginación tu rostro. Dulce, lo sé.
Muchos besos, sonrisa serena para ti.

virgi dijo...

Hola Federico, apuesto tendrías que estar con esa pinta de vaquero. ¿No habrás leído la trilogía de Corman McCarthy?
Me hace mucha ilusión cada vez que vienes, millones de gracias (aunque te parezca exagerado). Y un abrazo.

virgi dijo...

Cierto, Rubén. Es que los humanos nos complicamos tanto. La igualdad es un horizonte que nunca alcanzaremos, no crees? Un fuerte abrazo.

Tonet dijo...

Maravilloso.

virgi dijo...

Gracias Tonet. Bienvenido, los juguetes saltan alegres para ti.
Un abrazo

Jin dijo...

me encanta... y podrías seguir, al menos hasta el momento en que ya no les quedaban perdices...

virgi dijo...

Las perdices se acaban pronto. A veces ni existen, querida Jin. Un abrazo, no sabes cuánto me gusta que vengas.

Alfredo J. Ramos dijo...

Qué gran creatividad, Virgi, siempre consigues ver las cosas desde una perspectiva especial. Una entrada verdaderamente lúdica y original. Besos, también lúdicos.

virgi dijo...

Hola Alfredo, no te esperaba aquí jugando. Me alegra compartirlos contigo, el placer mío, un abrazo fuerte.

Rayén dijo...

Imagenes bellas acompañadas de dulces palabras que nos acercan fiestas especiales para los más pequeños y su mundo mágico.

Junto con saludarte quiero que sepas que por tu creatividad y compañía quiero compartir contigo el Premio Sol Brillante que te espera en
http://unrinconcitoespecial.blogspot.com

Un abrazo y feliz fin de semana!!

virgi dijo...

Rayén, gracias por tu visita y por tu dulce regalito. Un beso