domingo, 6 de marzo de 2016

Quimeras





En la penumbra de la sala, florecían sus sueños. Una vez era aviador, otra enfermera o bailarina del Bolshoi. Más tarde iba en globo, se batía con los mongoles o era una dama absorta ante el desfile de los Magos en la cámara de los Médicis.
Soñaba también con ser una africana -sola, tan sola- en medio del desierto, o aquel intrépido navegante estudiando las estrellas noche tras noche
Al salir, el polvo de las viejas paredes le oscurecía los sueños.


Foto y texto, Virgi

52 comentarios:

Pamisola dijo...

La maravillosa magia del cine. Grandes cosas que salen por ventanitas tan pequeñas. Lo dicho: magia.

Abrazos.

virgi dijo...

La magia que nos ha hecho crecer, querida Pamisola.
Un besote

Ernesto. dijo...

Hola Virgi.

Las eras que conozco y disfruté de niño en Salamanca no eran de base de piedra sino la propia hierba o tierra. Pero para los efectos de cabalgar aquellos trillos bajo el sol, indiferente.

Describes momentos entrañables de aquellos tiempos, que fueron, y sí, representaban, representan, ese conocimiento ancestral de los ciclos de la vida. La vida misma.

Un abrazo.

Ernesto. dijo...

Quimeras... Tan o más reales que la vida misma en aquellos años, ayer, en los que el mundo que percibíamos no tenía límites.

Abrazos, Virgi.

virgi dijo...

Hola Ernesto.
Gracias por tus visitas y me alegra esa complicidad con las eras, tantas vivencias que nos enriquecieron!
Ellas tenían contornos, no así nuestros sueños.
Un fuerte abrazo.

Myriam dijo...

Magia que ya ha quedado atrás.

Y que lindos recuerdos.

Besos, Virgi

Y muchas gracias!!!
por tus cariñosas felicitaciones
por mi nueva nieta.

Genín dijo...

Una lástima que estén en franca decadencia las salas de cine, en la mayor parte de los pueblos el que había está cerrado, pero bueno, la gente ve el cine en la tele, aunque la diferencia es enorme...
Besos y salud

virgi dijo...

Hola Myriam, disfruta mucho de tu familia, un fuerte abrazo.

virgi dijo...

Sí, Genín, nunca será igual ver una peli en casa que en el cine.
Besos, campeón

Tesa Medina dijo...

Ay, Virgi, qué momentos, que nostalgia de esa magía.

En mi memoria hay un revoltijo de quimeras que se sobreponen a los recuerdos reales.

Aunque entre tú yo, creo que sí fui indio de las praderas y pirata... y aventurera y sentí el embate de la ballena blanca haciendo vibrar mis sentidos, y todavía oigo el tic, toc, tic, toc de la pata de palo del capitan en mis noches de insomio.

Qué chulo ese cine de piedra, cielo.

Me encanta todavía ir al cine, a pesar de que por mi economía de guerra veo mucho más en casa.

Un abrazo,

Tesa Medina dijo...

Ah, precioso la manera como lo cuentas, Virgi.

Isabel Martínez Barquero dijo...

El cine, esa otra manera de soñar, de vivir otras vidas.
Como con las palabras, que no nos falte nunca el cine, la oportunidad de perdernos y hallarnos en las imágenes y sus hechizos.
Besos siempre, querida Virgi.

Sneyder C. dijo...

El cine hace vivir otras historias, de soñar, de ser la protagonista de la historia….


Un cálido abrazo

Isabel dijo...

¡Oh, el cine! Cara y cruz, lo primero por el placer que produce, lo segundo por la vuelta a la realidad que impera. Como esas ventanas medio abiertas, todas iguales.
Placer de leerte, querida virgi, placer.

Beauséant dijo...

Me encantan esos nombres tan rimbombantes que tenían entonces los cines, ¿verdad? ahora sonaría absurdo pero entonces, entonces tenía toda la lógica del mundo...

virgi dijo...

Aquella pata de pala tiñendo de miedo nuestros corazones, querida Tesa. O el vaquero que no sabíamos si sería presa de los indios...¡ah, los indios, tan mal llevados en esas épocas americanas!
Tú sí que eres un preciosa, muchacha. Escribiendo, pensando, haciendo fotos, abueleando.
Más que besos, más.

virgi dijo...

La oportunidad que nos ofrece la gente que crea, Isabel, siempre poco valorada para lo que nos significa.
Montón de cariño, querida.

virgi dijo...

Sí, cuántas imágenes se nos quedaron eternamente, Sneyder, para enriquecernos.
Un abrazo

virgi dijo...

Ventanas en un cine de Jávea, creo que cerrado, tristemente.
Aperturas a otros mundos que seguirán con nosotros, Isabel.
Te van besos y besos

virgi dijo...

Tienes razón, Beauséant, no lo había pensado, pero eso de "Royal", "Imperial", "Real", "Recreativo"...sonaban importantes y con clase.
Besitos muchos.

ñOCO Le bOLO dijo...


Es la magia del cine. Nos transporta a lugares inimaginables y nos hace ser protagonistas, selectivos, de historias prodigiosas.
En algo no estoy de acuerdo. Al salir de cualquier Central Cinema nos llevamos con nosotros imágenes que perduran y que, ahora, conforman lo que somos.
Una foto muy correcta, casi simétrica, y muy adecuada al texto.

Un beso (los canarios dan solo uno :)

· LMA · & · CR ·

diego dijo...

Pero mañana, al acercarse a la taquilla, volverían a florecer :)

Pluma Roja dijo...

Me encanta como lo relatas, muy poético.

Saludos.

virgi dijo...

Gracias, Ñoco, por tus aportaciones. La verdad es que los sueños que nos producían las películas no se iban por algo tan leve como un polvillo en las paredes, no, no. Aún hoy viven en mí tantas y tantas escenas del cine de mi infancia y juventud.
Una cinta de cariño para ti, guapo.
Por cierto, ese cine está en Jávea, un sitio precioso, con un centro histórico muy cuidado.

virgi dijo...

Seguramente, Diego. Y más con la fantasía que teníamos en esas épocas. Gracias a ellas veíamos el mundo de una forma más abierta.
Un gordo, regordo abrazo

virgi dijo...

Linda visita, querida Aída, muchos besos para ti.
Y gracias.

Alfredo J Ramos dijo...

Tal vez lo más parecido a las emociones que antes nos proporcionaba el cine (lo sigue haciendo, pero de otra forma) es lo que se siente paseando por tu blog. Que no decaiga, Virgi.

Ildefonso Robledo dijo...

La imagen, con esa simetria, me encanta... Y lo mismo pasa con tus palabras, que nos llevan al mundo de los sueños...

Un abrazo, amiga

Alfred dijo...

Esas viejas salas de cine, desconchadas por el tiempo y la humedad, donde se forjaron tantos sueños de infancia y deseos de ruptura adolescente.
Saludos.

Esmeralda dijo...

Es lo tiene dejar volar la imaginación, ser muchas personas en pocos minutos, viajar a ligares impensables ... esas salas nos traen la magia.

Abrazos

tanci dijo...

Ay, Virgi! Si te contara mis anécdotas con el cine...es que te harías...pues eso mismo, a carcajadas. Qué tiempos aquellos llenos de magia y sueños... Y si, que sigan las quimeras envueltas en algodones para que seamos capaces de seguir flotando.Mi abrazo y siempre un buen cine.

tanci dijo...

Ay, Virgi! Si te contara mis anécdotas con el cine...es que te harías...pues eso mismo, a carcajadas. Qué tiempos aquellos llenos de magia y sueños... Y si, que sigan las quimeras envueltas en algodones para que seamos capaces de seguir flotando.Mi abrazo y siempre un buen cine.

tanci dijo...

Ay, Virgi! Si te contara mis anécdotas con el cine...es que te harías...pues eso mismo, a carcajadas. Qué tiempos aquellos llenos de magia y sueños... Y si, que sigan las quimeras envueltas en algodones para que seamos capaces de seguir flotando.Mi abrazo y siempre un buen cine.

tanci dijo...

Ay, Virgi! Si te contara mis anécdotas con el cine...es que te harías...pues eso mismo, a carcajadas. Qué tiempos aquellos llenos de magia y sueños... Y si, que sigan las quimeras envueltas en algodones para que seamos capaces de seguir flotando.Mi abrazo y siempre un buen cine.

virgi dijo...

¡Caramba, Alfredo, tremendo piropo me has dejado!
Demasiado me parece, no?
Un abrazo enorme y una película de besos

virgi dijo...

Tan atento, Ildefonso,que da gusto me visites. Mantengamos los sueños, con cines o sin ellos. Un besote y gracias.

virgi dijo...

Buena aportación, Alfred, con lo de la adolescencia. Con diecisiete años vi La vergüenza, de Bergman, y me deja una marca indeleble.
Un abrazo y bienvenido.

virgi dijo...

¡Esmeralda, qué alegría!
La magia del cine es inigualable, sí.
Muchos besos, cielo.

virgi dijo...

¿No estarías riéndote, Tanci, y por eso te salió cuadruplicado el comentario?He pensado borrar tres, pero me parece algo faltón, no sé...
Tendré que recordarte que me las cuentes, para reírnos juntas.
Muchos besos, mi niña.

virgi dijo...

Y gracias siempre, Tanci, por tu entusiasmo.

volvo dijo...

Jo, Virgi... y de las de romanos, desde la última fila, que dice Sabina, ¿qué? ¡ni una palabra! ;))

Guardamos todos esos recuerdos y, aunque no fue posible vivirlos todos, también inventamos los nuestros propios. Además, siempre nos quedará Paris.

Te dejo un beso.

virgi dijo...

Volvo querida, lo de Sabina es genial, sí, pero Casablanca es lo máximo...¡ay, ese doliente Bogart!
Besitos, besitos. Muchos.

María Socorro Luis dijo...


...entonces, cuando soñar y volar era tan fácil y el amor tan romántico.

Abracísimo, Virgi bonita.

pfp dijo...

pena que el cine ahora, sea más Oscars y menos Cine...

besos, Virgi

virgi dijo...

¡Y cuánto amor en esos cines, mi querida Soco, ay!
Abrazo regordo para ti, guapetona.

virgi dijo...

Y no hablemos de los Goya, entonces, pfp.
Un guiño y un par de besos, artista.

tecla dijo...

Pero los sueños no se pierden, Virgi.
Los sueños siguen volando por el espacio a la espera de que llegue la ocasión y se hagan realidad.
Vaya si se hacen.

Sole dijo...

La de cines que han dejado "caer" en los últimos años!!!!! Da verdadera pena.
Aquí estamos de enhorabuena porque, aunque no era de los antiguos, han reabierto uno muy querido, en una especie de cooperativa, a precios populares. Ojalá tengan suerte.

bsÖs, Virgi.

Ildefonso Robledo Casanova dijo...

Virgi, te dejo un enlace a mi nuevo blog, ya que por motivos técnicos me he visto obligado a cambiarlo...

====================================================

http://ildefonsorobledo.blogspot.com.es/

=====================================================

Un abrazo

virgi dijo...

A ver, a ver, Soco, es lo que yo también quisiera, pero no me negarás que algunos son difíciles de realizar. Y no por exigentes, no.
Hablaremos al respecto, besitos, maravilla.

virgi dijo...

Pues aquí quieren hace algo parecido, Sole, pero no sé cuando verá la luz. Lo cierto es que el cine es algo fundamental, verdaderamente.
Un gordo achuchón para ti.

virgi dijo...

Pues ahora mismo voy pa'llá, Ildefonso. Gracias por tenerme en cuenta.
Abrazote largo.