viernes, 30 de diciembre de 2011

Campanadas

Cada una de las campanadas rompía una esperanza. Había prometido recogerme antes de las doce para pasar unos días juntos. Y allí estaba yo, agazapada en el sillón de la casa, contemplando con tristeza los bailes, el descorche, los brindis, las frases ya conocidas. Mi vestido tiritaba de frío, los zapatos me incomodaban y la maleta, con un escaso par de cosas, me guiñaba un ojo con ternura.

Me echaron una manta por encima y dormí durante un rato.
Desperté al sonido de un timbre. Alguien tocaba con insistencia.
Al abrir la puerta, allí estaba. Mi padre, mi héroe.
Me cogió en brazos y dejé la angustia entre confetis y serpentinas.
Niña entre dos mundos, empecé el año como más deseaba.






Foto Virgi

Relato publicado en EURO - PA – LABRA, el pasado 21 de diciembre.

Mi agradecimiento y la esperanza de que la labor realizada por este blog no caiga en saco roto. Gestionado desde el Punto de Información Europeo (que ahora se cierra) en la comarca de Saja-Nansa, Cantabria, dedicaba una sección a relatos en 100 palabras, consiguiendo un elevado número de visitas en un corto espacio de tiempo.

81 comentarios:

Cabopá dijo...

Un relato tierno y lleno de nostalgia que evoca el amor filial, qué mejor que el reencuentro...Aunque sólo sea con los sueños y con el afecto...

Siento que desparezca un espacio de participación.

Besicos, besicos toícos los días del año...

virgi dijo...

Gracias, Cabopá,
Un abrazo y Feliz Año Nuevo.

virgi dijo...

PARA TODOS LOS QUE PASAN, CON PALABRAS DE ALIENTO O CON ALETEOS SILENCIOSOS, GRACIAS.
MIS MEJORES DESEOS PARA ESTE AÑO QUE COMIENZA.
TROCITOS DE DICHA, DE SERENIDAD, DE BIENESTAR.

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Como ya ter dije en el otro lado, un relto tiernoy encantador.
Besicos muchos.

virgi dijo...

Te abrazo, Nani, doblemente: por haberme leído allí y ahora tambien aquí. Gracias dobles, triples, cuádruples...

Kat (P.Lorenz) dijo...

Espero que este año lo empieces también con lo que más deseas...
:)
mis mejores deseos para tí
Un abrazooo!!!

Genín dijo...

¡Que precioso!
¡Feliz año!
Besos y salud

mjromero dijo...

Los mejores deseos tambien para ti, Virgi, para este año 2012.
Besos.

TriniReina dijo...

Comenzó el año con confianza. Menos mal que no la dejaron allí plantada, eso hubiese sido terrible para toda su vida.

A ver si me pongo y envío algún micro a esta página. Los micros me encantan .

Besos y micros:)

Feliz 2012

De cenizas dijo...

Al leer el relato se ve y se siente la escena. Breve e intenso.
Voy a pasarme ahora por el enlace.


Besos y un felicísimo año.

P.D (Dale un beso de mi parte a la niña del relato:))

Milu dijo...

La niña del relato es un amor. Ese amor que compartes en esta entrada me trae el sentimiento de un recuerdo parecido pero con un final menos amable.
Preciosa entrada, virgi
Toda la serenidad en este 2012 que ya se acerca.

Isabel Martínez Barquero dijo...

Ya te dije en Euro-pa-labra lo mucho que me gusta este micro, porque es dulce, sugestivo, entrañable...
Si pudiéramos cerrar los ojos y, al abrirlos, aparecieran nuestros seres queridos que ya se fueron al territorio sin retorno...
Ay, pensemos que viven en nosotras. Lo afirmo: viven en nosotros.
Un abrazo kilométrico que te envuelva y mis mejores deseos para ti en el 2012, mi querida Virginia.

mateosantamarta dijo...

La Navidad, la Noche Vieja y Año Nuevo, los Reyes son fiestas que sólo se redondean en los niños. Para ellos
siempre funcionan...
Un abrazo Y feliz Año Nuevo.
Evocador de todos los sueños, tu relato.

ruben dijo...

No estoy muy comunicativo pero te deseo lo mejor para tí y los tuyos.
Un beso

ruben dijo...

No estoy muy comunicativo pero te deseo lo mejor para ti y los tuyos.
Un beso

La sonrisa de Hiperión dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
tanci dijo...

Mi querida Virgi, que este entrañable micro te lleve por caminos de afectos, ternuras y sensibilidades compartidas. Y que yo lo vea. Las doce campanadas simbólicas han de repicar fuertemente en nuestros corazones. Así recordaremos que los sueños, se van haciendo realidad. Y tú eres un sueño, Virgi. Con mi abrazo profundo deseándote lo mejor para el nuevo año que empieza.

(* dijo...

Me has hecho recordar un día de año nuevo, de cuando niña. Mi padre y yo, bien temprano, cogimos las bicis y recorrimos toda la ciudad que dormía. El sol era dulce.
Un abrazo, Virgi, y feliz año.

marichuy dijo...

Que este año a punto de llegar lo empieces igual, querida Virgi: como más lo deseas.

Un fuerte abrazo y un gran año 2012

virgi dijo...

Estoy en ello, en pasarlo lo mejor posible, con la madurez de quien sólo desea serenidad, paz, luz para ver en la oscuridad y dicha para los desfavorecidos.
Ojalá el nuevo año trajera oportunidades para la gente sin recursos, para los niños y los ancianos olvidados. Para todos lo que necesitan tanto y no tienen nada.
Más besos

cristal00k dijo...

Me alegran las buenas noticias. Te lo mereces!

Felices días Virgi, estos y todos!

cristal00k dijo...

Curioso, también yo hablo de mi padre en mi última entrada :;

ismo dijo...

Me uno a tus buenos deseos. Un abrazo.

Mita dijo...

Me ha emocionado muchísimo Virgi muchísimo, mi héroe enfermó cuando yo tenía 6 anios...
Besos

Elvira dijo...

¡Precioso relato, Virgi! Una de las cosas buenas de este año que acaba es haberte conocido -virtualmente- y disfrutar de tu blog.

¡Gracias, besos y felicidad para el nuevo año!

virgi dijo...

Lo mismo te digo, querida Elvira. Un fuerte abrazo y Feliz 2012.
Seguimos en contacto, claro!!!

Isabel Barceló Chico dijo...

Maravilloso post que revela la fragilidad de las esperanzas e ilusiones de los más pequeños y tu enorme sensibilidad. Felicidades por haberlo publicado en ese blog que ahora visitaré, pues me ha sorprendido que cierren esa sección. Un abrazo muy fuerte y feliz año para tí, los tuyos y tus lectores.

virgi dijo...

Gracias, Isabel, montón de besos para ti, con mi admiración.
Feliz Año.

gaia07 dijo...

Así cualquier historia puede tener un estupendo comienzo y un insuperable final.
Felicidades

mar dijo...

Feliz Año, Virgi, que tengamos siempre a alguien que nos rescate.
Besos, sonrisas, guiños.

karenina dijo...

de las amistades que el mundo bloguero me deja
un abrazocálido desde Chiapas, México
lo mejor para ti Virgi
que por tus rumbos sean prosperos y llenos de proyectos...lo mejor para tí este 2012...

Isabel dijo...

Es precioso, virgi.
No conocía el blog que se cierra,y al visitarlo lo encuentro muy interesante. Una pena.

Abrazos y que no nos falten las ganas de seguir escribiendo.

JOAQUIN DOLDAN dijo...

bello relato
bello año

David C. dijo...

bonito y profundo relato.

Feliz 2012.

David C. dijo...

bonito y profundo relato.

Feliz 2012.

GINEBRA dijo...

Un relato precioso.
No para de publicar usted, señoritaaaa. Acaba el año de forma productiva, pues mi deseo es que lo comiences igual.
Besos y salud!!!!

edgar dijo...

Un historia común hoy en día: niños entre dos mundos, uno tira de aquí, el otro de allá. El héroe llegó, el año nuevo será feliz. El resto, ya veremos.
Un abrazo tierno, como tu relato.

ZenyZero dijo...

Qué mejor forma de comenzar que con el abrazo de quién más quieres.

Hay recuerdos que son tesoros porque hacen de nosotros quienes somos, porque nos levantan cada vez que caemos desfallecidos y nos acompañan cuando más necesitamos que regresen.

Te deseo un año cargado de abrazos y de tesoros.

Un abrazo
Chuff!!

virgi dijo...

Mi querido Zeny, un tesoro sí que eres tú. Más que un recuerdo, es una realidad que palpo con frecuencia, no en fin de año precisamente, pero sí en mi trabajo.
Besos y abrazos, para este año y para siempre.

Sue dijo...

Muy entrañable, Virgi. Mucho.
Me ha encantado.

Un beso isleña.

anuar bolaños dijo...

La fuerza que le da forma,
(esa que se ve a si misma
pues el alma describe al alma),
nace cristalina,
trae vocación de vitral o calidoscopio,
es transparente y se enturbia
y quiere aclararse.

VICTOR GATO dijo...

Lo siento por el blog que se cierra, para mi es una noticia triste cuando se cierra un blog, desaparece una persona, en este caso muchas personas. Mis deseos de que regrese en el futuro.

Engarzas muy bien la ternura con las campanadas. Precioso relato.

Te deseo un año lindo, Virgi, con tu cámara, con tus libros, con tu sensibilidad. Te deseo felicidad, mucha; que tus ojos y tu corazón sigan viendo de la manera que ven.

Bs.

ANTIQVA dijo...

Ah, bello relato amiga... La infancia, los sueños...

Me encantó.

Un abrazo y mis mejores deseos para este año

La sonrisa de Hiperión dijo...

Siguen sonando las campanas, y la música de nuevos tiempos, sigue sonando.

Saludos y un abrazo.

Belén dijo...

Feliz año, querida... esperemos que este año nos deje como estamos, o nos mejore, según el caso!

Besicos

mariajesusparadela dijo...

Hermoso relato.
El paso del tiempo nos lleva siempre hacia la infancia: como si él se empeñara en andar hacia delante y nosotros en retroceder. Feliz año. Virgi. Un abrazo.

La Zarzamora dijo...

Sentí mucho empatía con este texto...
No puedo evitar romper en cada campanada una esperanza.
Sentirme niña entre dos mundos, dos espacios y dos tiempos.
Echar tanto de menos a mi padre.
Tal vez porque no hay nada peor que romperle las ilusiones a alguien, tal vez porque dar la espalda sólo es cosa de cobardes...
Iremos siempre de cara, y enfrentaremos este nuevo año con dulzura y toda la serenidad que hace tanto buscamos, y vamos encontrando.
Feliz entrada de año, Virgi.
Yo también te guiño el ojo con ternura...
Besos, tesoro.

La Zarzamora dijo...

mucha empatía... quise escribir.

Paco dijo...

Feliz año Nuevo... si por mi hubiera sido me hubiera metido en la cama ese día a las 23,00 h.

virgi dijo...

Ya somos varios los que pensamos igual. Ya yo lo estoy haciendo, besos, Paco.

virgi dijo...

Mi querida Eva, el guiño me llegó y tu ternura también. La dulzura compartida se hace mayor y se reparte con alegría. Que el Año Nuevo te sea pródigo, cielo de chica.

Beauséant dijo...

nunca he sabido si es bueno acabar el año bien o es mejor empezarlo bien :)

Nacida en África dijo...

Mi querida Virgi: Te envío todos mis deseos de que el 2012 te traiga todo lo que anhelas .

Con todo mi cariño.

Malena

Esilleviana dijo...

El relato tiene una mezcla de alegría y de cierto desconsuelo ante la espera de que aparezca su padre. Vivir entre dos familias es enriquecedor pero hay que ser algo realista, al final los que sufren algo más son los hijos (y te hablo desde la experiencia próxima...).

Un abrazo Virginia.
No dejes de escribir relatos tan sensibles y actuales como sueles hacer, si no es en ese blog apareceran otros lugares donde participar, demostrando tu creatividad.

:)

virgi dijo...

Gracias por tus ánimos, Esi, es un placer leerte. Aquí y allí.
Un fuerte abrazo.

Tonet dijo...

Precioso.
Deseo que este nuevo año, todo lo que necesites esté a tu lado o al menos muy cerca.

Besote :)

Leonel Licea dijo...

Querida Virgi, disculpa mi tardanza en llegar. Te deseo que este 2012 te traiga felicidad serenidad y mucha poesía.
Felicidades.
un beso.
Leo

zayi dijo...

Que hermoso relato, Virgi!

Feliz 2012!

Que sea un gran año para ti.

Un beso.

Miguel Baquero dijo...

Muy buen relato, y espero que el proyecto se mantenga... así como tus ganas de escribir. Un abrazote.

salambó dijo...

Que alguno de tus proyectos se hagan realidad, querida Virgi. Es mi deseo y te abrazo con fuerza.

Vera E. dijo...

Estaría muy bien que, por lo menos, una vez al año, volviesen aquellos que amamos, nos diesen un beso dándonos fuerzas para seguir...otro día, otro mes, otro año.

Feliz Año Nuevo, Virgi...es preciso seguir.

BsoT grande.

Myriam dijo...

Tierno y cálido relato que me llega profundamente con mayor razón, porque este año enterré a mi padre.

Un beso Virgi y un abrazo

virgi dijo...

Querida Myriam, recuerdo lo de tu padre y lo que nos contaste de él. Un abrazo grande, sentido, tierno, muy afectuoso.

El Joven llamado Cuervo dijo...

Esos, nuestros héroes, qué sería de nosotros sin ellos... felicidades!

tecla dijo...

Se me hizo tarde y aún sigues aquí, Virgi. Acurrucada bajo una manta y una maleta ya casi vacía.
Pero ha sido un final feliz. Tu padre vino a buscarte. Qué más quisiera yo.
Te abrazo. Virgi, vida mía.

virgi dijo...

Mi querida y dulce Tecla, nunca se me dió esa situación, pero si hubiera ocurrido, seguramente mi padre sería mi héroe. Ya lo fue por otras causas.
Como ya dije algo más arriba, lo escribí motivada por casos que conozco. Un abrazo grande, linda.

Pedro Ojeda Escudero dijo...

Qué belleza. En el fondo, seguimos siendo niños indefensos.
Besos y feliz año, pese a todo.

Esilleviana dijo...

Gracias por tu comentario y saludo.

un abrazo
:))

virgi dijo...

Gracias, Esi, por volver.

maria dijo...

Todos hemos tenido nuestro héroe. En en este relato, la niña nunca va a olvidar ese momento, algo tan simple, pero tan importante en su vida de criatura dividida.
Bonito y real, Virgi

virgi dijo...

Un abrazo grande, María, a tu ternura y comprensión.

Tesa dijo...

No son buenas noticias que se cierren espacios donde se invita a la participación y se amam la palabra y la cultura.

Será verdad que no corren buenos tiempos para la lírica.

Virgi, un micro muy tierno y con un final feliz, como a mí me gustan.

Vamos Virgi a por este 2012 con esperanza e ilusión.

Un beso,

virgi dijo...

No te esperaba, querida Tesa, y me has dado una grata y linda sorpresa.
Muchos besos y pa' llá vamos, pal' 2012 con toda nuestra ilusión!!!

Shandy dijo...

El relato es entrañable, porque la manera más hermosa de empezar el año es con el abrazo de un ser que te quiere y al que quieres profundamente.

Feliz año, Virgi, y que nunca nos falten los abrazos.

Desde lejos,un abrazo cariñoso, aunque sea virtual.

virgi dijo...

Me alegra mucho que te guste, Shandy. Y que hayas venido hasta aquí para leerlo.
Te abrazo fuerte.

Clarice Baricco dijo...

Ay qué bonito.
Abrazos querida.

virgi dijo...

Abrazos para ti, Clarice, mi agradecimiento por los recorridos que me haces, esperables pero inesperados.

ñOCO Le bOLO dijo...


· Hermoso. Mucho

· BdPH

CR & LMA
________________________________
·

virgi dijo...

Eres un sol por venir hasta aquí.
Un abrazo, Ñoco.

mar dijo...

Vuelvo a leerte, me recuerda muchas cosas tus palabras.

virgi dijo...

Una dulce sorpresa verte de nuevo, Mar.
Muchos besos